Como perros y gatos!

Perros de Casa

Hace aproximadamente 2 años llegó a nuestra casa una gata silvestre buscando un refugio dónde tener a sus crías. Fueron 3 gatos negros con su mamá, que habían aparecido en nuestras vidas sin haberlo pensado. Nos convertimos entonces en su hogar de paso, aunque siempre con el temor de que no se fueran a llevar bien con nuestros perros.

Y es que quién no ha oído hablar del dicho “como perros y gatos”; que si no crecen juntos, será imposible que se la lleven bien. Sin embargo, decididos a poder tener una familia con perros y gatos, poco a poco aprendimos cuáles eran los perros más propicios para aprender a vivir con gatos, y vaya si nos hemos llevado varias sorpresas!

Aquí les hacemos una breve recopilación de lo que hemos aprendido en estos dos años, después de haber tenido en hogar de paso, 4 camadas de gatos y al rededor de 20 de estos animales con nosotros!

Como perros y gatos, aprendiendo vivir juntos

  1. La edad no es un determinante para que se lleven bien o mal. Si algo hemos aprendido, es que incluso los perros más adultos, pueden llegar a aceptar a un gato en la familia. Esto, siempre y cuando se brinden los espacios para que se conozcan, se respeten y se identifiquen. Una energía calmada y asertiva también es muy importante. Y si les gusta la homeopatía, las gotas en el agua también pueden ayudar!
  2. La raza importa, pero importa más el temperamento del perro (y del gato!). Dentro de nuestra manada, tenemos perros diferentes razas y criollos también. Algunos de nuestros perros, genéticamente diseñados para la caza  o el cobro, no han podido aprender a ver a nuestros gatos como iguales. Para ellos son una presa. Sin embargo, hay otros, que gracias a su temperamento dócil y sumiso, sí lo han hecho y han servido de ejemplo para otros de la manada.
  3. Un buen líder es indispensable. Así como una manada de perros necesita un líder que los guíe, los oriente y los controle, también es importante que en una casa donde hay gatos y perros juntos, exista un líder que puede ayudar a generar un equilibro adecuado entre estas dos especies. Un líder que proporcione ejercicio físico y mental a cada uno, de acuerdo a sus necesidades y su instinto.
    Perros de Casa
  4. Tu comida es mi comida, y mi comida es mi comida. Nuestros perros tienen un apetito insaciable, una capacidad para no sentirse llenos y para encontrar hasta en el rincón menos esperado, rezagos de la comida de los gatos. Así que es bueno tener un lugar elevado donde los gatos puedan saltar y comer tranquilamente, en especial porque sus hábitos son diferentes. Los perros hacen 2 comidas al día, mientras que los gatos están acostumbrados a picar varias veces al día. Procuren entonces evitar la tentación!
  5. Al que le gustan los perros, no le gustan los gatos. Falso! Nosotros disfrutamos a los perros, su compañía, su forma de ser, su estilo de vida. Pero también nos hemos enamorado de los gatos, de su forma de querer, tan diferente a los perros. De sus roces, de su contacto, de su ronroneo.
  6. Finalmente, si tienen un perro y les gustaría vivir la experiencia de tener una compañía felina, siempre es recomendable asesorarse por alguien que sepa de comportamiento de gatos! Cada gato es muy diferente, y seguramente podrán encontrar uno que se adecue a su núcleo familiar (Nosotros les recomendamos a Gatio Adopciones! www.elgatio.org)

Perros de Casa

 

Esperamos que disfruten nuestra historia y que nos cuenten la suya! Nos encantaría ver las fotos de sus manadas de perros y gatos viviendo juntos!

Publicado en Noticias Etiquetado con: , , , , ,

Contáctenos

Nombre (*)

Email (*)

Celular (*)

Mensaje